banner WIR

BBK Live 07

Por Redacción EER 0

Elenanorabioso asistió al festival que se está celebrando durante estos días en la ciudad vazca de Bilbao.

Un festival que entendemos como extraño en cuanto a su división en dos “fases” (dos fines de semanas distintos), ha tenido en su primera prueba de fuego un auténtico éxito en cuanto a asistencia de público. Una asistencia que rondó una media superior a 20.000 personas.

El jueves 21 se enfocó un cartel duro para la primera jornada del festival. Stone Sour, Within Temptation y Iron Maiden. También pudimos ver a Lauren Harris, hija del bajista de Iron Maiden (Steven Harris), con un rock bastante bueno y trabajado.

Free Image Hosting at allyoucanupload.com

Volviendo al mismo tema, fueron los británicos de Iron Maiden los que hicieron vibrar al público totalmente con un repertorio de sus mejores canciones, añadiendo temas de su último disco.

En un día que se basó en cotillear lo que era el recinto, donde a parte de los típicos sitios de relax, ropa y kebabs, se podía asistir a lo que continuará la próxima semana: un concurso de Guitar Hero.

El viernes 22 se enmarcó en el nuevo estilo de moderneo “emo-rock”. De ahí grupos como Billy Talent o My Chemical Romance.

Pero ante todo, hay que reconocer que Berri Txarrak hicieron uno de los mejores conciertos del día. Teniendo en cuenta que se encontraban ante su público, Aitor y los suyos desplegaron un sonido rotundo, concluido con su famoso Bisai Berriak.

Billy Talent tuvieron diversos fallos de sonidos que unido a una voz que, por desgracia, en directo dejó que desear, hizo que no se cumplieran todas las ilusiones puestas. Pero un concierto con coros impresionantes, instrumentales potentes y mucho humor, compensó todo lo anterior, también gracias a canciones como How it goes o Red Flag, auténticos himnos de estos jóvenes músicos.

Free Image Hosting at allyoucanupload.com

Fermín Muguruza fue una de las sorpresas del festival y que tuvo gran asistencia de público, aunque en su mayoría movidos por el siguiente concierto: los californianos Red Hot Chili Peppers. Estos, como nos tienen acostumbrados, partieron con los atuendos llamativos de Flea y Kievis y un sonido muy cañero y fresco, dedicando incluso unas palabras en euskera al público allí congregado. El único pero fue que se echaron en falta canciones como Californication u Otherside.

Aunque ya personalmente, My Chemical Romance no se encuentren entre mis grupos preferidos, hay que reconocer que ofrecieron una calidad, unido a un sentido del espectáculo genial (la doble batería subida en una plataforma giratoria). Su último LP fue la base de todo el concierto, aunque intercalaron canciones como Helena o I’m not ok (I promisse).

Tras los conciertos, pudimos disfrutar de espléndidas sesiones de DJ en las carpas del recinto, hasta el amanecer.

Para finalizar, debemos dar las gracias a Iratxe, de LastTourInternational, ya que sin su ayuda no hubiera sido posible nada de esto.

Artículo realizado por Naiara Recalde.

banner WIR