banner WIR

Shellac da un bolazo… y la policia corta la actuación

Por José Luis López 0

Accidentada actuación de Shellac en Matadero el pasado 6 de junio.

Imagínate que te estás guardando el mejor bocado para el final cuando comes uno de tus platos favoritos. Entonces, te despistas y te han retirado el plato cuando quedaba lo que iba a ser el remate perfecto a una excelente comida. El concierto de Shellac estaba siendo tan grande como siempre, como se les espera. Aunque a Albini se le notase incómodo con el sonido (lo estábamos los demás…), Shellac estaban dando lo máximo y ofreciendo un recital sólo a la altura de sí mismos cuando, de repente, se anunció que la policía decía que hasta aquí. Nadie sabe exactamente por qué el concierto empezó una hora más tarde (hora de menos que duró el concierto), y yo ni sé si quiero saberlo, aunque el público que pagó la entrada tenga derecho a una explicación. El caso es que un concierto que estaba disfrutando de lo lindo (a pesar del sonido) me hizo salir con un sabor agridulce. Gatillazo en toda regla.

Hablando ya de música, Helen Money abrió la velada con su arsenal de samples y efectos para ofrecernos un show muy cercano en ocasiones al metal, y con ecos armónicos que hasta invocaban lejanamente a Shostakovich. Armada con su chelo y su cara de malas pulgas, entretuvo al respetable mientras que los americanos se subían a las tablas. Muy bien la actuación que anunció como la última teloneando a Shellac en esta gira.

Pasadas las 23:00 horas, Albini y los suyos irrumpieron en el escenario y, mientras que parecía que terminaban de perfilar sus respectivos equipos… pam! La primera en la frente. Es increíble el nivel de compenetración que tiene el trío, y lo difícil que es cogerles las marcas para las entradas. Ni se miraron.

El repertorio incluyó clásicos como “Steady as she goes” o “My Black Ass”, todas de una ejecución sublime. También cayeron temas nuevos de ese disco que saldrá entre ahora y el futuro, como ellos anuncian (aunque en la ronda de preguntas ya clásica la respuesta fue “dentro de los próximos 5 años”, un progreso). La sensación que produjeron fue que a esta banda le queda cuerda para rato, si la agenda del bueno de Albini como productor lo permite. Estamos ante uno de los mejores directos que se pueden ver actualmente, y de los que menos cansa. Especial mención para el baterista Tod Trainer, un auténtico metrónomo humano que, además, disfruta como un enano encima de un escenario. Lástima que nos perdiésemos el fin de show que acostumbra a ofrecer en “Spoke” o “The End of Radio”.

El resumen pues, es que se retrasó un concierto sin dar razones al público (que bien pagó la entrada) y se canceló sin ofrecer una disculpa en condiciones (aunque al parecer se devolvía entrada luego, no se anunció por micrófonos y nadie que yo conozca recibió ese reembolso). Es normal que la gente, sabiendo los problemas horarios de la capital, pidiese razones.

A veces se olvida, pero al público no siempre le estás haciendo un favor cuando ofreces un concierto.

Nota de la redacción del Enano; según hemos podido saber por un comunicado no oficial de las promotoras, la actuación fue aplazada una hora y media debido a la presencia de una actuación de teatro en uno de los recintos de Matadero, y la promotora del concierto se ofrece a atender personalmente cualquier queja en el mail carola@dosemociones.com , así como la posibilidad de reembolso del dinero de la misma.

banner WIR