banner WIR

Esponjas para borrar el horizonte

Por Carmen Salvador 2

Desde Donosti nos llega un sonido de lo más innovador traído por la banda Correos. Habiendo pasado por festivales como Sonorama y teniendo ya un LP grabado, No es lo que parece, los chicos donostiarras se aventuran con este segundo largo titulado Esponjas para borrar el horizonte.

Si algo define a la banda Correos son sus guitarras muy presentes y sus sonidos electrónicos, que llenan este disco de ambiente ”futurista”, por llamarlo de alguna manera. Letras comerciales, rimas fáciles, pero guitarras trabajadas, sintetizadores en su sitio y una temática muy bien elegida para la iconografía del disco en sí. Todo traducido al japonés.

Con una idea muy labrada y las armas necesarias para triunfar presentes, presentan temas como Aspirantes, recordándonos a sonidos  ochenteros españoles con una mezcla del pop actual en sus guitarras y en la ecualización de sus voces.

Animal Salvaje es el tercer tema del disco, mucho más ”cañero” que otros, con un inicio guiñando a Franz Ferdinand, teniendo claramente definido su ritmo por unas bases electrónicas constantes durante todo el tema. Incendiario, ese tema tan recurrido en la música ”indie” empieza con un ritmo bastante intenso que decae de una forma muy concisa dejando solo bajo, batería y voz. Poco a poco se incorporan los demás instrumentos hasta llevarnos a un estribillo sin mucha complicación.

Cuando amanezca, Ayer soñamos con fantasmas o Cajas llenas de gente vacía son temas que integran el segundo trabajo de Correos. El tema musical en sí del disco es una buena idea, suena muy bien, pero para mi gusto los temas son demasiado similares entre sí, una sonoridad muy parecida, pocos cambios.

Cambia un poco de estilo Déjanos pasar, que aunque no dejan de predominar los sonidos electrónicos tiene unos tintes más acústicos, más tranquilos, aunque termina rompiendo al final, siendo este uno de los estribillos más melódicos de todo el disco.

Uno de los temas a destacar para mí es Números Rojos. Una letra muy trabajada y una sonoridad noise pero con la voz muy limpia. Música muy rítmica. 8MM es la canción más ”bailonga” de todo el LP desde mi opinión, aunque tampoco es de mis preferidas.

Podéis conseguir más información en su página web.

banner WIR