banner WIR

De fiesta en la cordillera

Por Víctor Samaniego 0

Hará ya unos 3 meses que el grupo asturiano Montañas ha sacado su primer disco debut,
 por llamarlo de una manera, ya que la duración de éste se acerca más al formato EP, a pesar
 de contener 12 canciones. Nada más enterarme de que había salido, no dudé en comprarlo 
a través de Discos Humeantes. Ya había escuchado con gran agrado sus anteriores trabajos, 
consistentes en un 10” y un 7” homónimos, un disco en directo, así como algún que otro split o
 single de punk/garage/folk/hago-lo-que-me-apetece.

Es por esto último que Montañas no deberían ser etiquetados con ningún género. Ya he
 visitado otras webs de música y todas coinciden en que es básicamente otro grupo “punk” más 
de toda esa escena prolífica que está surgiendo en los últimos años en el norte de España, con
 todos esos grupos alucinantes como Fantasmage, Srasrsra, Indómitos o Chiquita y Chatarra.
No descarto la posibilidad de incluir a Montañas en ese movimiento, pero en mi opinión, en
 cuanto a sonido se refiere, divergen bastante de los anteriores grupos mencionados, por como
 he dicho antes, su amplia variedad musical.

En este LP, Montañas nos enseña su faceta más divertida y cañera ya conocida por antiguos
 seguidores del grupo con canciones como “Al Verde”, canción que no supera el minuto y veinte 
segundos. A su vez encontramos una canción que suena a ritual africano de caníbales, como
 es “Alzada”, la cual es mi favorita, sobre todo por su letra, que es otro aspecto a destacar de 
este grupo, ya que son pegadizas, fáciles de recordar, y a la vez buenas, lo cual es una gran
 combinación. Montañas nos sorprende también con canciones instrumentales “buenrolleras” 
como es “Peñamera Baja”, o “Casamoria”, más lenta pero igual de buena.

En definitiva, estamos ante un gran disco que no dejará indiferente a ningún amante de 
la buena música, y que seguramente encontremos en algún ranking de mejores discos nacionales, aunque como ya sabéis, esto de la música es muy subjetivo, así que os animo a
visitar su Bandcamp, donde podréis oír el disco y sus demás trabajos, así como descargarlos
 (gratuitamente o al precio de la voluntad de cada uno). Recomiendo encarecidamente también
 que os hagáis con el vinilo, pues además de que la experiencia de oírlo en tocadiscos es brutal,
 el LP tiene una de las mejores y más trabajadas presentaciones que he visto en mucho tiempo.

banner WIR