banner WIR

Las Ruinas: “Tengo predilección por personajes que escapan del ideal de felicidad que nos inculcan desde pequeños”

Por Juanjo Rueda 0

Es un poco extraño hacer una entrevista por mail. Hay una especie de distancia aséptica (tanto para el entrevistador como para el entrevistado) y desapego en ese juego de preguntas hilvanadas en función de una posible respuesta que, muchas veces, no termina siendo como quizá esperabas. Unas preguntas, en el caso del entrevistado o de los entrevistados, que no saben bien a qué vienen en ese preciso momento. Unas respuestas que pueden, suelen, tardar días en concretarse y que, a veces, es el equivalente a cuando ves a alguien que se pasa varios minutos “escribiendo…” en el WhatsApp para terminar contestando con un monosílabo. Afortunadamente, no ha sido este el caso, Eduardo Chirinos (voz, guitarra, letrista y compositor de casi todos los temas) y Jaime Bertrán (voz y bajo), han tenido el tiempo y las ganas (esa es una de las ventajas de la entrevista vía mail, siempre puede haber un mejor momento) para dar unas respuestas que terminan justificando que el medio para conseguirlas es lo de menos si tienen sustancia. Ellos son dos de los componentes del trío Las Ruinas (el tercero es el batería Toni López). Un nombre que lo primero que puede evocar es abandono, derrumbe y pasado, tres características que no tienen cabida lógica a la hora de analizar al grupo, ya que en poco tiempo han construido una discografía de cimientos sólidos, como demuestra su último trabajo editado por El Genio Equivocado en diciembre del pasado 2013, “Acidez House”. Un grupo que tiene cosas que decir, ya sea, sobre todo, musicalmente o a través de este juego -a distancia- de preguntas y respuestas.

Para empezar, como saque inicial, os voy a preguntar algo tan simple que no sé si ya os lo habían preguntado o no, ¿por qué el nombre de Las Ruinas? Y ya que estamos, ¿cómo surge o cuál es el germen de este proyecto musical?

Edu: El nombre vino de unos estudios que hice sobre ruinas tanto en Lima como en Barcelona, pasé un tiempo visitando ruinas y cuando hubo que ponerle un nombre al proyecto musical este parecía el mas adecuado. Las Ruinas surgió como un proyecto casero de maquetas autoeditadas, pero en el 2010 tomó finalmente forma como grupo y un primer disco oficial.

Entrando ya en vuestro último disco. Desde mi perspectiva, “Acidez House” (2013, El Genio Equivocado) más que aportar cosas diferentes a los discos anteriores, asienta o aporta mayor seguridad a lo expuesto en las anteriores entregas discográficas. Lo que quiero decir, es que parece que los temas salen como más fluidos (algo, supongo, lógico por la mayor experiencia acumulada como banda). ¿Vosotros que opináis al respecto?

Edu: Cada disco tiene un aire diferente por el conjunto de canciones que albergan y por como fueron escogidas. Si el anterior por ejemplo tenía bastantes influencias del garage y de las historias fantásticas, este nuevo disco tiene un concepto diferente, y en su conjunto es más sombrío y las historias son mas sobre sentimientos que descriptivas. Digamos que hay un esqueleto que define el color del disco, luego siempre aparecerán otros temas con los que nos gusta darle variedad a los discos. Esta claro que con el paso del tiempo vamos cogiendo más experiencia para escoger tal o cual tema o para probar cosas nuevas.

También parece más evidente que nunca, aunque siempre ha sido un aspecto presente, que la situación actual -la social y la económica (que suelen ir unidas)- tiene mucha presencia en las letras de este nuevo trabajo. ¿Qué podéis comentarme a este respecto? Unido a esto, ¿os atrae o atrae a Eduardo Chirinos la imagen del “perdedor”, del secundario, del fuera de lugar?

Edu: Sí, sobre todo en la primera parte del disco. Como dices, en todos los discos siempre ha sido un tema recurrente en las letras, pero quizás por la situación actual las de este disco tienen una lectura más próxima. Tengo predilección por personajes que escapan del ideal de felicidad que nos inculcan desde pequeños, ya sean perdedores, outsiders o solitarios, quizás porque me siento así muchas veces, pero no los veo como personajes derrotados sino con cierto orgullo y ganas de cambiar las cosas.

Un inciso, por curiosidad, ¿cómo termina Eduardo Chirinos, un limeño, afincado y haciendo música en Barcelona? ¿Qué te lleva a desplazarte hasta Barcelona?

Edu: Vine a Barcelona a estudiar un master en Arquitectura. En Lima ya tocaba en un grupo y en Barcelona toqué en varios grupos antes de probar algo propio. Ha sido toda una aventura.

Las Ruinas

Volviendo a vuestra música y vuestras canciones; otro aspecto que sigue presente son las referencias a Barcelona. ¿Es una relación de amor-odio la que vivís con la ciudad como parece desprenderse a través de algunas canciones de vuestros discos? ¿Os disgusta o no os acaba de convencer la imagen pretendidamente “cool” que retiene desde hace años (fundamentalmente, tras la renovación fruto de la celebración de las Olimpiadas)?

Edu: Barcelona es la ciudad donde vivimos y donde nació este grupo. Al escribir siempre estará presente porque cantamos sobre lo que vivimos cotidianamente. No creo que sea amor-odio a la ciudad, es simplemente la vida, y como tenemos mayor inquietud por las historias extrañas y el lado oscuro por eso las letras tratan de cosas no tan glamorosas. No sé si podría escribir sobre gente feliz en la playa porque no me llama la atención. La ciudad será cool para el turista pero para el que vive tiene sus alegrías y miserias como toda ciudad.

Al hilo o completando esto anterior, ¿cómo veis la vida cultural de Barcelona y la escena musical en particular? ¿Es oro todo lo que reluce o hay más quincalla de la que puede parecer?

Jaime: Barcelona tiene una vida cultural bastante activa, hay muchas opciones, eso no quiere decir que no tenga cosas por hacer o mejorar. La escena musical creo que es bastante fértil a nivel de grupos, la oferta de  sitios para tocar quizás es un poco justa y el público se decanta más por los eventos masivos que por los conciertos en sala. Aun así hay una escena debajo de todo esto donde los grupos que están comenzando y los que no tienen un perfil comercial amplio pueden tocar al margen de los grandes eventos. Los pequeños colectivos además de las propias bandas, sellos independientes y algún caso particular de alguna sala, son los que mantienen vivo el circuito de directos de esta escena. En ese sentido creo que Barcelona tiene pulso.

Respecto a vuestros referentes musicales los que escribimos sobre vuestra música solemos mencionar diferentes referentes que creemos, en nuestra petulancia, que os influyen o han influido (como Pixies, Dinosaur Jr., Wire, Gang of Four o Mudhoney), pero decidme vosotros ¿quienes os inspiran u os han inspirado para vuestra música?

Edu: Al formar el grupo nuestro punto en común fue el rock independiente de finales de los 80, como Pixies, Sonic Youth, Hüsker Dü o Dinosaur Jr. Luego cada uno ya fue aportando sus gustos personales, que entre los tres son muy variados pero nos gustan por igual. Yo por ejemplo soy muy fan del punk, el hardcore, el powerpop o el lo-fi. Jaime es mas del pop, de los ritmos latinos, y explorador de grupos nacionales. Y Toni escucha mucha electrónica, hip hop, afrobeat o grupos siniestros. Asi que hay de todo, y eso se ha ido reflejando poco a poco en los discos.

Me encanta la etiqueta que os ponéis de “heavy pop”, no sé si como la definición que creéis que mejor os casa o como ironía. Juntáis dos conceptos muchas veces denostados por “modernos”, ¿qué entendéis vosotros por pop y por heavy?

Jaime: Sin ironías, es una etiqueta que nos viene bien y la defendemos a capa y espada (algunas veces con leotardos). Para nosotros el pop es todo lo que venda más de mil copias y heavy es pesado.

¿Y el punk? ¿Os consideráis, de alguna forma, punks? ¿Qué creéis que queda del punk o qué es el punk en nuestros días?

Edu: Nos consideramos punk pero en el sentido de la libertad para hacer lo que quieras y hablar de lo que quieras, sin necesidad de tener técnica ni tener discos producidos con grandes presupuestos.

De las canciones de Las Ruinas también se desprende cierta relación y referencias a lo que se ha dado en llamar, no muy acertadamente en mi opinión, “subcultura”. Referencias al cine de serie B o la literatura “pulp” de ciencia-ficción o terror, ¿puede ser? De ser así, ¿qué obras concretas de este tipo han ejercido influencia, directa o indirecta, sobre la banda?

Edu: Sí, porque en esta literatura encuentras historias fantásticas muy inspiradoras y libres. La influencia ha sido concreta en algunos temas como “El monstruo del pantano”, “Insecto” u “Ovni”. Sobre todo se notó en el disco anterior, en el actual dejamos aparcadas de momento estas historias para hacer otras mas introspectivas.

Os pude ver hace muy poco en el notable concierto que disteis en la sala El Veintiuno, ¿os gusta la brevedad en los conciertos?

Edu: Sí, conciertos rápidos, enérgicos y concisos.

En relación con lo anterior, girando por salas más periféricas (no encuadradas dentro de los dos grandes polos de referencia como Madrid y Barcelona), ¿notáis diferencias sustanciales o perceptibles entre un público y otro, en la forma en que reciben vuestra música?

Edu: Básicamente en las salas mas periféricas o no nos conocen o nos conoce muy poca gente, entonces los conciertos son un descubrimiento para el público, y de momento la respuesta ha sido muy buena, suele ser público generoso y muy agradecido. Cuando vuelves a esa sala entonces ya viene más gente y ya se saben los temas.

Para terminar, he leído por ahí que vuestra idea es llegar a los diez discos y abandonar, ¿es eso cierto o es más una especie de “boutade”? Y ya puestos a hablar del futuro, ¿cómo se plantea vuestro futuro más cercano? ¿Ya estáis o tenéis rodando por la cabeza lo que puede ser un nuevo disco?

Edu: Es el plan, esperamos poder llegar a los diez y estamos “sobreviviendo” para poder conseguirlo. Este año habrá el disco correspondiente del cual aún no hay temas pero las iremos construyendo mientras presentamos el “Acidez House”.

Muchas gracias por ofreceros a contestar nuestras preguntas y a El Genio Equivocado por la gestión de la entrevista. Recibid un cordial saludo por parte de todos los miembros de El Enano Rabioso.

Muchas gracias por la entrevista.

banner WIR