banner WIR

BeatLove, oscura materia

Por Jose Eduardo Medina 0

BeatLove / Amoeba Label

Kafka Club fue el lugar elegido por el sello electrónico Amoeba para abrir la temporada de showcases. El motivo, presentar la nueva incorporación a su catálogo, el dúo andaluz BeatLove, ofreciendo un directo de Interferences (Amoeba, 2014), primera grabación en formato largo, engarzando en él piezas de la colección de maquetas anteriores.

Rozando la madrugada, se ultimaba el montaje de maquinaria que acompaña a Myriam y Benjamín en sus conciertos, ensamblaje de secuenciadores, cajas de ritmos y sintetizadores envueltos en una red de cables. Insuflado de pulso eléctrico mediante  la intervención de sus manos, entre ellas, el artificial organismo tomaba incipiente vida. Primeros latidos amplificados por las pantallas en aceleradas ráfagas de percusiones, interceptados, formando atropellada mezcla, por la metalizada voz  — ’No cry for me, no cry for me…‘ —, siguiendo el protocolo de arranque de una máquina cuyo funcionamiento es imprevisible.

BeatLove / Amoeba Label
BeatLove / Amoeba Label

Híbrido e inestable, así nacía el cuerpo electrónico construido a base de sintéticos loops y letras retorcidas por los sintetizadores en manos de Myriam. Una vez liberado, se deslizaba como un viscoso fluido entre las cajas de ritmo de Benjamín, embadurnando los oídos de la sala en su descontrolada expansión. Tras ser sumergidos en él, sus posesivas ansias — ’ Say you want me… ‘ — nos eran reveladas por la voz de Myriam y viéndonos atrapados en el interior de la seductora criatura, sabíamos que no había marcha atrás. Envueltos en tejidos de variaciones rítmicas, plegados, extendidos o comprimidos, pero siempre en continuo movimiento, mirábamos al insondable abismo del sonido más reciente de BeatLove, atravesados por las sacudidas disparadas desde la mesa de control analógica.

Entidad de núcleo oscuro y pétreo, materia plagada de aristas, afiladas a base de descargas eléctricas, cuyo desesperado destino — ’...my play is the end…‘ — es narrado por una angustiosa voz. Procesada hasta convertirse en agudo y deformado aullido, las palabras brotan de la garganta de Myriam, mientras cae desplomada sobre el aparataje. Arrojados al vacío, tras el salto de potencial, una decelerada caída era frenada por una red de cuidadosa factura, donde los beats se intercalaban ahora entre las bases sampleadas, como trama y urdimbre de un suave tejido. Bajo nuestros pies, un denso mar de ondas, movido al son de las inestables corrientes del oscilador.

BeatLove / Amoeba Label
BeatLove / Amoeba Label

Antes del impacto, una inesperada vía de escape, señalada por nuevos y delicados ritmos eléctricos. Ascendíamos siguiendo la llamada de la voz de Myriam, bajando del escenario para tender su mano como anfitriona de un viaje hacia lo alto. Allí dirigía sus ojos, invitándonos a abandonar el imprevisible y amenazante paraje en una huida directa al vacío exterior, protegidos en el armazón de etéreos samples mientras ella se ofrecía a guiarnos en la improvisada hoja de ruta.

BeatLove demuestra la comodidad con la que se mueven en directo. Habilidad ganada en horas de ensayo para manipular el aparataje electrónico y hacer que sus manos modifiquen en tiempo real los cortes de las grabaciones, construyendo estructuras improvisada. En ellas, las secuencias, samples, ritmos y loops de las piezas originales sólo son puntos de referencia, desligados del estático formato físico, con los cuales jugar en completa libertad. Experiencia sonora en continuo cambio, esquiva a mostrar una única faz.

BeatLove

  • Interference
  • Machine
  • Time
  • Code
  • Windows
  • Breaks
  • Silence
  • Game
  • Slowmotion
  • No Exist
  • Oscillations And Waves
  • I See
  • Sensation
  • Hollow
  • Stars
banner WIR