banner WIR

Sansan Festival, música y sol en Semana Santa

Por A.Brotons 0

Nada mejor que juntar las vacaciones de Semana Santa con un festival que acoja a algunos de los mejores grupos de indie español, eso debieron pensar los organizadores del SanSan festival y así lo hicieron. El entorno del Wonderwall Music resort de Gandia fue el marco ideal para celebrar un evento de estas características. Un recinto bastante cómodo, con un escenario principal muy amplio y uno secundario y uno móvil que funcionaba durante el día, los dos situados junto a la piscina del hotel, donde acudieron más de 30.000 personas (según datos oficiales de la organización) a disfrutar de unos días de música, sol y playa.

Todos los festivales cuentan con los fallos propios de una primera edición y el SanSan festival solo tuvo uno destacable, uno muy llamativo. El primer día empezamos con cambios en los horarios y retrasos de hora y media en algunos casos provocados, según la organización, por la lluvia que cayó sobre Gandía la madrugada del día previo. Un fallo que, lejos de solucionarlo, fueron arrastrando durante las otras dos jornadas del festival.

A los festivales siempre se llega con ganas y al primero de la temporada con muchas más, ganas de tomar la primera cerveza con el solecito en la cara mientras ves un buen concierto y eso es lo que hicimos mientras disfrutábamos de Red Bufallo en el escenario piscina. Se veía que los valencianos tenían las mismas ganas que los que estábamos delante del escenario y no defraudaron con su actitud rockera llena de energía y entusiasmo, el concierto perfecto para la primera toma de contacto con el festival. Ya en el escenario principal, la voz de Maika Makovski empezó a sonar con poca fuerza por culpa de los problemas técnicos pero con la sensualidad a la que nos tiene acostumbrados. La forma de cantar de la mallorquina, entre gritos y susurros, es sexy casi sin pretenderlo.

Second se presentaban como el primer plato fuerte de la noche y fueron los primeros que hicieron que el recinto se llenará casi por completo de un público con ganas de corear las canciones de los murcianos. La banda llego con la energía y la entrega de siempre, y tan entregado estaba su cantante Sean Frutos que acabó cantando entre el público y bailando con “Sansito”, la mascota del festival.

Granada sólo nos da cosas buenas y Niños mutantes son prueba de ello, llevan 20 años encima de los escenarios y eso se nota. Siempre magistrales hicieron un repaso de sus éxitos donde no puede faltar una canción como “Errante” y nos presentaron temas de su nuevo disco “El futuro“.

Y un festival no es nada sin ese momento karaoke al que ya estamos acostumbrados, en el que daría igual sí el cantante se mantuviese callado durante toda la actuación porque más de uno ni lo notaría. Y ¿quién mejor que Love of Lesbian para conseguirlo? Pocos. La mayoría de los que abarrotaban el escenario Jack Daniels sabrían recitar el set list de los catalanes sin problemas. Canciones como “amante guisante“, “noches reversibles” o “me amo” son de las más coreadas y el final con la televisiva “fantastic shine” y la divertida “algunas plantas” es de lo más efectivo, ¿para que cambiar una fórmula que funciona a la perfección?

Love Of Lesbian/Sansan Festival/CreativEye
Love Of Lesbian/Sansan Festival/CreativEye

Para rematar la noche nada mejor que la alegría de Fuel Fandango. Echarnos unos bailes con canciones como “read my lips” o “shiny soul” fue lo mejor para irnos a coger fuerzas después de una primera jornada marcada por los retrasos.

Viernes, segundo día y con los ánimos de lo más caldeados en las redes sociales por culpa de los retrasos y los cambios de horarios que se publicaban tarde y mal, nos dirigimos al Wonderwall resort sin tener muy claro a quien nos íbamos a encontrar encima del escenario y nos encontramos con Flaco Favor. Un concierto un tanto descafeinado, sonaba muy bajo y la poca gente que había en el público parecía guardar las fuerzas para el resto de la jornada.

El escenario piscina funcionó sin problemas y con un sonido envidiable y allí pudimos ver a Cyan que hicieron bailar al público con sus temas llenos de energía y contaron con la colaboración del cantante de Dinero, con el que tocaron la mítica “La leyenda del tiempo” de Camarón. Acto seguido Smile llenaron el escenario con su sonido folk y nos hicieron bailar con temas tan pegadizos como “city girl”. Los de Getxo nos dejaron a todos con una buena dosis de positivismo en el cuerpo y una sonrisa en los labios.

Volvimos al escenario principal y volvimos al mal sonido y los problemas técnicos, aunque eso poco parecía preocuparle a The Right Ons que salieron al escenario con la fuerza de siempre con sus riffs de guitarra para ofrecernos un concierto breve pero intenso presentándonos los temas de su último trabajo “Volcan”. Tras cambiar a Varry Brava de horario por petición popular, según dice la organización, un trajeado Ivan Ferreiro apareció en el escenario Jack Daniel’s. Empezó con el mismo entusiasmo que tenía el público por verle pero tras dos canciones tuvo que parar durante un momento porque apenas podíamos escuchar su peculiar voz. Con un poco más de volumen pudimos deleitarnos con canciones de su último trabajo “Valmiñor-Madrid: historia y cronología de un mundo” y de todos sus discos anteriores, tanto en solitario así como de algún tema de Piratas como “el equilibrio es imposible”.

Ivan Ferriero/SanSan Festival/CreativEye
Ivan Ferriero/SanSan Festival/CreativEye

Amaral cogieron el relevo del gallego para demostrar que su presencia en un festival “indie” no necesita justificación con todos los hits que tienen. Los maños hicieron que el público que llenaba el recinto gozara coreando temas clásicos como “Como hablar”, “El universo sobre mi”o “moriría por vos” intercalados con su polémico nuevo single “Ratonera”, de su nuevo disco “Cazador”.

Miss Caffeína salieron pidiendo disculpas innecesarias por los retrasos que nada tenían que ver con ellos y resolvieron su directo interactuando poco con el público para poder tocar la mayor cantidad de canciones posible. Una actuación que fue de menos a más y que demuestra que con actitud, presencia, talento y buenas canciones se puede llegar muy lejos. Para acabar, tras el cambio de horario, Varry Brava hizo que el público agotara las fuerzas haciéndonos bailar con hits como “dinamita” o “calor”.

La tercera jornada del festival entramos al recinto cruzando los dedos para que se cumpliese lo que se nos prometía, pocos cambios en los horarios y pocos retrasos. Nada mejor que empezar la tarde con el peculiar Julio de la Rosa y su magnifica banda, que derrochaban clase y elegancia tocando temas como “gigante”, “hasta que te hartes”, “sexy, sexy, sexy” o “ Kill the mosquito”, de su época como Hombre burbuja. En el escenario piscina, los divertidos Novedades Carminha nos hicieron bailar hasta no poder más e incluso se atrevieron con las versiones de “Et moi, et moi, et moi” de Jacques Dutronc o “run, run run” de The velvet underground. Rock y actitud gamberra perfecta para cualquier hora de la tarde.

Uno de los primeros platos fuertes del día eran La habitación roja. Los valencianos jugaban en casa y contaban con un gran número de seguidores en el público que, entregados, acompañaron al grupo al ritmo de temas como “el eje del mal”, “indestructibles o “siberia”. Tras ellos, Xoel Lopez arrancó su concierto con “Buenos Aires” y se ganó a los presentes con sus melodías personales y profundas.

El que podríamos decir es el grupo revelación del panorama español, Izal, se hacía esperar un poco por culpa de los temidos retrasos. Han pasado de ser unos desconocidos a ser el grupo “Indie” de moda y por ello se muestran de lo más entregados y agradecidos, presentando su disco “Agujeros de gusano”. Mientras tanto, en el escenario piscina como si de un polo opuesto se tratara, Mendetz hacía bailar al personal con sus hits más electricos como “future sex” o la versión de “Feed from Desire”.

Y por fin llegaron los más esperados de la noche. Los granadinos Lori Meyers no defraudan y pese a que el sonido no acompañaba mucho, hicieron un directo tan arrollador como siempre. Además de cantar, viven los temas y eso contagia inevitablemente al público. “Luces de neón”, “planilandia”, “alta fidelidad” o “emborracharme” son algunas de las canciones que nunca faltan y unas de las más esperadas por sus seguidores. Como no, contaron con la colaboración de Anni B Sweet para la interpretación del tema “el tiempo pasará” como ya nos tienen acostumbrados.

0121
Lori Meyers/SanSan Festival/CreativEye

Después del pop de los granadinos nada mejor que una buena dosis de rock por parte de Dinero. Contundentes como un buen golpe en la mesa, sonaron potentes y muy rockeros culminando su actuación con “el invierno”.

Tras tres jornadas de conciertos aún nos quedaban fuerzas para cerrar el festival con la sesión de Amable dj, que hit tras hit hizo que acabáramos con los pies destrozados. Así, cansados pero contentos, abandonábamos el recinto del SanSan festival y haciendo balance solo encontramos un gran fallo que hizo que todos los aspectos buenos como las pocas colas en la entrada y en las barras o la amplitud del recinto pasaran inadvertidos. Pese al gran fallo que cometieron (y que no terminaron de asumir) la organización ha calificado el festival de éxito rotundo y aseguran que el año que viene tendremos más; y esperemos que mejor, SanSan festival.

Crónica: Marisa Cazorla

Fotos: Carmelo Aledo (CreativEye)

banner WIR