banner WIR

Entrevista a Superglú: la palabra es “magia”

Por Claudia De Bartolomé 0

Entrevista a Superglú con motivo de su participación en el Festival de la Luz

Magia. Esa es la primera palabra que me viene a la mente en cuanto Sara, David, Mundo, Antonio y Juan -los componentes de Superglú– cogen sus instrumentos para disponerse a ensayar. Antes incluso de que se pongan a tocar, ya estoy emocionada.

Nacen como grupo oficial en el año 2014, tras la idea de Sara y Antonio de formar una banda en acústico junto a David y Mundo. Juan, que realiza varias sustituciones al principio, acaba uniéndose a la formación, que pasa a estar sin David un tiempo tras un pequeño retiro personal. Hasta el verano pasado, momento en el que Davi (como lo llaman sus compañeros) vuelve y pasan a ser finalmente cinco en la banda. La perfecta cuadratura del círculo.

El nombre da lugar a diversas metáforas, pero Antonio pone remedio a mi curiosidad: “David y yo a menudo bromeábamos con ese término y, en realidad, siempre he creído en su capacidad de generar unión entre la gente, así que Superglú nos daba pie a representar dicha unión“; Sara añade: “También tiene connotaciones musicales, ya que entre todos nos complementamos“.

Si bien sus versiones de conocidas canciones, todas desde su propio punto de vista, amenizan todo tipo de evento, siempre las han combinado con algún tema propio, aportando su toque más personal a sus directos cargados de buen rollo: “al principio, aunque tocábamos más versiones, siempre metíamos alguna canción nuestra, porque teníamos claro que queríamos llegar a hacer justo lo que estamos haciendo ahora” -haciendo referencia a su inminente participación en el Festival de la Luz, en Boimorto, del que más adelante hablaremos-. Y, continúa: “siempre tuvimos claro que acabaríamos dando el salto de las versiones a nuestros propios temas“.

A la hora de componer, todos participan: “Componemos varios; entonces, llegamos al local con el tema o la idea en cuestión y entre todos vemos cómo podemos mejorarlo“, apunta Sara. Para Juan, se trata de un proceso muy bonito: “fue el objetivo desde el principio, tanto del grupo como a nivel personal; en mi caso, hasta el momento sólo había tocado en grupos de versiones y mi aspiración era poder hacer temas propios“. David, por otro lado, comenta: “las ideas van saliendo y entre todos hacemos que la canción crezca“, a lo que Antonio añade: “hacemos los arreglos y, al final, los temas salen de forma natural“.

Este viernes, 8 de septiembre, tocan en el Festival de la Luz en el que será su estreno oficial tocando un repertorio basado completamente en canciones compuestas por ellos. Su participación en el festival surge a partir de la iniciativa de Sara de enviar el material de la banda a un concurso que tiene como premio formar parte del cartel y grabar una maqueta. “Tras una primera criba a la que las bandas nos veíamos sometidas a partir de una votación popular, pasamos a ser finalistas“, dice Juan. Y Sara comenta: “una mañana, recibí una llamada en la que me confirmaban que habíamos resultado ganadores… ¡y no nos pudo hacer más felices la noticia!“. A raíz de esa llamada y combinando en la medida de lo posible los ensayos y la elección del repertorio con la apretada agenda estival, finalmente encuentran los huecos para “darle caña a tope”, como dice Sara.

¿Qué va a encontrar el público que asista este viernes a verlos? Sara lo tiene claro: “energía, amor y muchas ganas“, a lo que Juan añade: “nuestra seña de identidad es que la gente no ve nada de falso en nosotros; nos queremos un montón y éso se nota, el público lo percibe. Va a ser el primer concierto de Superglú como tal, porque, por primera vez, todos los temas son nuestros“.

Sus planes inmediatos pasan por aprovechar la grabación de la maqueta, pero con la firme idea de grabar, además, todos sus temas: es decir, se avecina disco de Superglú. “Nuestros planes pasan por la grabación del disco y poder seguir tocando y aportando nuestra energía al público“, apunta David. Y esos planes forman parte de su sueño colectivo como banda: “hace tres años apenas tocaba; el éxito considero que es lo que tenemos ahora mismo: nos llevamos genial, tenemos una química musical brutal y estamos llevando a cabo nuestras inquietudes. Más allá de éso, más que de ganar dinero, valoro la oportunidad de conocer sitios nuevos y de que se pueda escuchar nuestra música“; Sara añade: “además de evolucionar nuestra química como personas, también lo hace nuestra química como músicos y ésa es una sensación impagable“. Mundo, por su parte, comenta: “mi sueño y deseo, además, obviamente, de poder llegar a hacer lo que hacen los músicos que nos gustan y que admiramos, como salir en la televisión o tocar en grandes festivales, es llegar a hacerlo de manera natural, como hasta ahora. Que, sin ninguna pretensión, podamos seguir haciendo lo que nos gusta. Ojalá el camino continúe así siempre, con nuestra esencia y nuestra sencillez“.

¿Véis lo que os decía? MAGIA.

El futuro de este grupo es realmente prometedor y aquí esta humilde rubia que os escribe espera poder narrarlo, ya que pienso seguir su trayectoria muy de cerca.

El Festival lo pone la Sra. Casal; la luz, ellos.

banner WIR