El Resurrection Fest habla de su más que probable cancelación

Por Redacción EER 0

Resurrection Fest 2020

El Resurrection Fest 2020 debería celebrarse a comienzos de julio.

Dentro del negro panorama que está viviendo la música en directo, el Resurrection Fest es uno de los últimos actores de este mundo que alza la mano para informar cómo se encuentra a día. Un mensaje bastante claro para todos sus seguidores (agotaron en pocas horas todos los abonos para su próxima edición) a los que agradecen la paciencia mostrada, pero a los que avisan que la celebración de la 15º edición prevista para los días 1, 2, 3 y 4 de julio está harto difícil.

En este extenso comunicado el festival, y es de agradecer, aclara el motivo por el que aún no han anunciado el aplazamiento o cancelación: necesitan que el Gobierno les obligue a no celebrarse para poder romper de manera unilateral lo contratos ya firmados con bandas, proveedores y demás actores que forman parte del evento. Además se pone cara a los que sufrirán la cancelación: desde el staff, trabajadores externos, prensa, técnicos o familias de Viveiro y alrededores que tienen durante esos días un gran sustento para sus economías.

El “punto positivo” ante la más que probable cancelación es que tienen avanzadas conversaciones con las bandas para participar el año que viene. Os recordamos que System of a Down, Korn, Judas Priest, Amon Amarth, Opeth o Sepultura formaban parte del cartel del Resurrection Fest 2020.

Sobre la devolución de sus abonos y entradas, se encuentran trabajando para que sean válidos para el año que viene, pero para el que no pueda se le devolvería el importe según los plazos que establece la ley.

Comunicado oficial