El Resurrection Fest se aplaza a 2021

Por Redacción EER 0

El Resurrection Fest se aplaza a 2021

El festival promete un cartel similar incluso en sus cabezas de cartel.

Tres semanas después de comunicar su más que probable cancelación, el Resurrection Fest ha anunciado en el día de hoy el aplazamiento de su 15º edición para el año que viene.

En una extensa, y bastante cercana, nota de prensa la organización del festival gallego agradece casi antes de empezar el apoyo que ha tenido por parte de su público en estas duras semanas de incertidumbre, para a continuación anunciar que la próxima edición tendrá lugar en Viveiro del 30 de junio al 3 de julio de 2021 y que su cartel “será prácticamente el mismo incluidos los cabezas de cartel y con el aliciente de nuevos artistas y sorpresas.” Os recordamos que para este año el Resu contaba con System of a Down, Korn, Judas Priest y Amon Amarth como cabezas de cartel de sus cuatro jornada.

Sobre cómo se ha gestionado todo el tema de la cancelación, la nota de prensa lo deja bien claro: “No hay ningún seguro que cubra una epidemia como esta. No se ha esperado para cobrar un seguro como algunos habéis entendido por otros comunicados. Era necesaria la fuerza mayor para romper contratos cuanto antes y poder aplazar todo sin que hubiese problemas legales para 2021. Lamentablemente, las numerosas pérdidas a las que nos enfrentamos por todo el trabajo e inversión hecho hasta ahora tendrá que ser asumido por el festival, que no contará con ingresos en todo el año ni ninguna aseguradora o empresa se hará cargo. Como sabéis, somos un festival independiente, por lo que ahora más que nunca os pedimos vuestro apoyo y colaboración.”

Con mucha sinceridad el festival pide a su público que la mejor manera de apoyarles es no devolviendo las entradas, que serán válidas para la edición del 2021 de manera automática, e incluso se aventura a explicar algunos detalles de la extremada fragilidad de la industria musical en estos tiempos: “Para toda la cultura y en especial la industria de la música en directo están siendo momentos muy duros. Eventos que llevan año y medio prepararse y que dependen de celebrarse en unos pocos días en concreto hacen que todo el trabajo realizado a lo largo de los meses anteriores se quede en nada, y haya muchas pérdidas económicas y de puestos de trabajo. Tras agotar nuestras entradas en octubre, esperábamos a más de 120.000 asistentes a lo largo de nuestros 4 días, récord absoluto de asistencia, y teníamos preparadas muchas sorpresas: cambios en el recinto para mayor comodidad, decoración, actuaciones especiales, etc. Este año contaríamos con más de 1.200 empleos directos y 2.700 indirectos, generando un impacto económico en toda la comarca de más de 17 millones de euros en sólo una semana. Todos esos empleos ahora se verán perdidos y dejarán en una muy mala situación a muchas de las pequeñas y medianas empresas que trabajaban en su mayor parte con nosotros.”

Otra manera de colaborar será a través de la compra de merchandising especial que estará disponible en su tienda online. Y como agradecimiento a tanto apoyo el festival avisa que todos los que se queden con su entrada o abono “podrán disfrutar de diversos beneficios, entre los cuales el acceso a unos conciertos exclusivos dentro del festival sólo para vosotros.”

Sin embargo para las personas que no puedan asistir el año que viene, el Resurrection Fest quiere abrir una reventa para amigos o familiares que en su momento no pudieron comprar su entrada y ahora seguirían con ganas de ir. Pero en el caso de querer pedir la devolución del dinero del abono o entrada se podrá realizar mandando un correo electrónico a [email protected] antes de las 23:59 horas del día 28 de mayo de 2020.

¡Ya queda menos para el Resurrection Fest 2021!